Home / Actualidad / Incendian un hogar de refugiados acosado por neonazis en Alemania

Incendian un hogar de refugiados acosado por neonazis en Alemania

troeglitz-105~_v-videowebmUn incendio provocado destruyó hoy parte de un futuro hogar de refugiados en una localidad del este de Alemania contra el que venían protestando desde hace semanas grupos neonazis y de ultraderecha, confirmaron los investigadores.



El incendio se desató hacia las 2:00 de la mañana (24:00 GMT) en el edificio que debía servir de albergue en Tröglitz, pequeña localidad de 2.700 habitantes, y dejó daños por cientos de miles de euros. Dos personas que se encontraban en la vivienda lograron escapar.

“Por el momento todo apunta a que se trata de un incendio provocado”, dijo a dpa el ministro del Interior alemán, Thomas de Maizière. “Si esto se confirma, es un acto aberrante que debe ser aclarado de inmediato. Los responsables tienen que estar tras las rejas”.

Tröglitz viene ocupando titulares en la prensa alemana desde hace semanas por las protestas del partido neonazi NPD y otros grupos ultraderechistas contra el centro de refugiados, que debía abrir en mayo con capacidad para 40 solicitantes de asilo.

La presión llegó a hacer que el alcalde Markus Nierth renunciara al cargo a principios de marzo temiendo por la seguridad de su familia tras recibir amenazas y ante protestas de ultraderechistas convocadas frente a su casa.

La policía y la fiscalía del estado federado de Sajonia-Anhalt confirmaron que el incendio de hoy fue “definitivamente” provocado. Una o más personas se colaron de madrugada en el edificio y le prendieron fuego, según la investigación. El fiscal general Jörg Wilkmann aclaró que no se puede descartar una motivación política.

La noticia fue recibida con consternación por las autoridades locales y nacionales, que condenaron lo ocurrido y mostraron su apoyo a los refugiados.

“Las personas que buscan protección en Alemania deben poder vivir aquí de forma pacífica y segura”, dijo el ministro De Maizière a dpa. “Nuestras autoridades de seguridad están resueltas a hacer lo necesario para que sea así”.

También el ministro de Justicia, Heiko Maas, consideró que “las graves sospechas tras el incendio en Tröglitz generan consternación”. “Debemos seguir dejándolo claro: ¡los refugiados son bienvenidos!”, escribió en su cuenta de Twitter.

El renunciado alcalde Nierth se mostró también “consternado, triste y furioso al mismo tiempo”. “Tröglitz no se recuperará nunca de esto”, dijo al diario “Tagesspiegel”.

El nuevo incidente se suma a otros dos similares registrados en los últimos meses. Un hogar de refugiados casi terminado fue incendiado en diciembre en Vorra, en el centro de Alemania, y otro sufrió la misma suerte en febrero cerca de Lübeck, en el norte.

Alemania ya vivió a principios de los 90 una dramática ola de ataques xenófobos que despertó indignación en todo el mundo. Ocho personas murieron entonces en dos incendios provocados por ultraderechistas en viviendas habitadas por inmigrantes turcos en Mölln y Solingen. También hubo graves ataques en Rostock, Hünxe y Hoyerswerda.

La nueva serie de ataques se da en medio de un fuerte aumento de refugiados en Alemania, sobre todo de Siria y Kosovo, que está poniendo a prueba la infraestructura disponible en muchas ciudades y alentando el debate sobre las leyes de inmigración y asilo.

Algunos estados federados aseguran que el número de refugiados recibidos en los tres primeros meses del año triplica el del mismo periodo de 2014. El gobierno estima que unas 300.000 personas pedirán asilo este año en Alemania.

El aumento de solicitudes y las noticias de radicales que viajan a Siria para unirse a milicias yihadistas agitaron sentimientos contra la inmigración, plasmados en las multitudinarias marchas “contra la islamización de Occidente” del polémico grupo islamófobo Pegida.

 

Tröglitz (Alemania), 4 abr (dpa)

Un comentario

Comentar

Su dirección de correo electrónico no será publicada.