Home / Actualidad / Cultura / Pueblos alemanes con mucho encanto (Parte III)

Pueblos alemanes con mucho encanto (Parte III)

3507087376_7bf8ce8e36_zOttobeuren

Situada a 8 Km de Memmingen, la abadía benedictina de Ottobeuren fue fundada en 764. Considerada como uno joya del estilo barroco en Baviera, es famosa por su biblioteca y su  basílica, que posee uno de los mayores órganos de Europa. Visita obligada a su museo.

 

Michelstadt8368489595_32668a9e73_z

Michelstadt es una ciudad en el sur de Hesse. Está situada en el Odenwald entre Darmstadt y Heilbronn. Es un centro importante de la artesanía del marfil, en el que se viene trabajando desde hace varios siglos. Su ayuntamiento es un edificio de 500 años de antigüedad y constituye uno de los edificios civiles más fotografiados del estado de Hesse.

 

 

4044053550_24bfa7c431_zHildesheim

Es una ciudad situada al sur del estado federado de Baja Sajonia y constituye una de las ocho localidades más grandes de la región. Fundada en el año 815 como una sede episcopal, es una de las ciudades más antiguas del Norte de Alemania. Su catredral de Santa María y la Iglesia de San Miguel son Patrimonio de la Humanidad. En la Plaza del Mercado podremos encontrar la Casa Gremial de los Carniceros (Knochenhauer-Amtshaus) que posee el típico entramado de madera, característica de Hildesheim. La casa fue destruida en la Segunda Guerra Mundial y reconstruida entre 1984 y 1990.

 

Wetzlar9353474197_973fae2da3_z

Posse una catedral inacabada: la catedral de la piedra arenisca de Santa María, cuya construcción comenzó en el Siglo XII como edificio románico. Está situada en el punto más alto del caso antiguo con estrechas calles y en tiempos de la Reforma el edificio acogía tanto a la comunidad católica como a la protestante. Muy cerca de la catedral se encuentra el antiguo Deutschordenshof de 1281, Casa de los caballeros de la Orden Teutónica, que hoy alberga el Museo de la Casa e Industria (Stadt- und Industriemuseum).

 

15037314298_679724db23_zLinz am Rhein

La plaza en el centro de la ciudad antigua con el ayuntamiento
(Rathaus), el pilar Mariensäule y la fuente Ratsherrenbrunnen, están rodeadas de un círculo de casas de cinco siglos diferentes. La fuente representa al pueblo y al consejo y tiene la función de recordar a los políticos que el pueblo siempre está pendiente de su trabajo. La plaza del castillo con vistas a las calles Rhein-straße y Mühlengasse está rodeada por varios edificios históricos importantes, como el antiguo castillo del príncipe elector, una casa importante de paredes entramadas.

 

Heidelberg2909107898_822540e2a0_z

Es una ciudad situada en el valle del río Neckar en el noroeste de Baden-Wurtemberg y es un destino turístico muy popular por su centro histórico con el palacio de Heidelberg y por albergar la universidad más antigua del país. De hecho es la ciudad universitaria más antigua de Alemania. El Palacio de Heidelberg no sólo es el lugar más destacado de la ciudad, sino la ruina más famosa de Alemania.

 

5875977693_395e747f69_zBernkastel-Kues

Está situado a ambos lados del río Mosela, ya que en 1905 se unieron los pueblos de Bernkastel, en el margen derecho y Kues, en el izquierdo, añadiéndose a esta unión en 1970 otros dos lugares más, Andel y Wehlen. Destacar el ayuntamiento renacentista de 1608, la fuente de San Miguel, la iglesia parroquial de San Miguel, situada a la orilla del río y la puerta de la muralla, conocida como Graacher Tor, en donde se encuentra el museo regional. El vino juega un papel muy importante es esta zona ya que el valle del Mosela es conocido por sus vinos, que forman parte la apelación Mosella-Sarre-Ruwer. Estos viñedos producen principalmente vinos blancos secos, de los que el más famoso es el riesling. Y no podemos dejar de visitar lo que hoy en día es un espectacular mirador, las ruinas del castillo de Landshut, destruido por el fuego en 1692 y que era utilizado como residencia de verano por los arzobispos de Trier.

 

Cochem14522103549_b5cf1425d2_z

Se caracteriza por sus casas de entramado de madera y tejado de pizarra. Debemos visitar la Marktplatz, o plaza del mercado, el Ayuntamiento de 1739 y la fuente de San Martín. Tampoco hay que perderse los restos de la antigua muralla y sus puertas, como la Torre fortificada y la puerta de Baldwin o la Torre Endertplatz Gate, con su contiguo Guard House que se remonta a 1332. Y cómo no, el Castillo feudal situado en una alta roca escarpada, el Reichsburg, que data del año 1051 y es el símbolo de la ciudad y de la región. Durante la invasión del Rhin y el Moselaen por el rey Luis XIV de Francia en 1689, sus tropas lo destruyeron incendiándolo, siendo reconstruido en 1875 en un estilo neogótico.

 

Eisenach7550424004_fd631d5eed_z

La iglesia parroquial St. Georg (Georgenkirche) fue, en la Edad Media y junto al Wartburg, el centro histórico más importante de Eisenach, y posee un interior ricamente ornamentado que alberga el sepulcro de los Landgraves de Turingia. Aquí nació el importante músico Johann Sebastián Bach, por lo que vale la pena visitar su casa natal: la Bachhaus, que expone muchos objetos de aquel tiempo y una valiosa colección de instrumentos de música. Además, el Rathaus (Ayuntamiento), construido en el siglo XVI, ostenta una torre visiblemente inclinada.

Si te ha interesado, puedes consultar también Pueblos con Encanto (Parte I) y Pueblos con Encanto (Parte II).

Comentar

Su dirección de correo electrónico no será publicada.