martes, octubre 20, 2020
Inicio Actualidad Deutsche Bahn: ¿Una vía laboral futura para jóvenes españoles?

Deutsche Bahn: ¿Una vía laboral futura para jóvenes españoles?

La empresa de ferrocarriles alemana Deutsche Bahn ofrece desde hace un par de años posibilidades de formación como maquinistas de ferrocarriles para jóvenes españoles. En nuestro programa de Funk Radio, tuvimos hace poco la ocasión de conversar con uno de los “estudiantes”. Pero también quisimos contar esta experiencia desde el punto de vista de la propia empresa. Hoy en Destino Alemania hablamos con la Sra. Barbara Grimm, directora de Desarrollo Profesional de Deutsche Bahn.

Deutsche Bahn es uno de las empresas clásicas de la “industria alemana”.  ¿Por qué decidió emprender esta estrategia de reclutamiento en el extranjero?

Regularmente Deutsche Bahn siempre emprende acciones de selección de personal “a lo grande”,, también en Alemania. Hay que tener en cuenta que tan solo en el año pasado entraron 24.000 nuevos trabajadores, de ellos 2.000 maquinistas. Además de campañas selección en Alemania, esta vez decidimos recurrir a la red de empresas del grupo a nivel europeo para poder localizar a perfiles adecuados para las ofertas de trabajo de Deutsche Bahn. Hay que tener en cuenta que trabajamos con una red en 17 países y este tipo de iniciativas genera al final una situación de “win win” para las empresas de nuestro grupo. Por una parte, aumentamos enormemente su visibilidad dentro del mercado laboral y ofrecemos salidas a largo plazo a para los trabajadores. Por otra parte, al final Deutsche Bahn encuentra a los perfiles profesionales que necesita.

¿Se podría decir que Deutsche Bahn también se ve afectada por el llamado “Fachkräftemangel” (falta de personal cualificado)?

No creo que ese sea el concepto adecuado. Actualmente tenemos una situación demográfica según la cual necesitamos relevar a muchos trabajadores. Sin embargo, Deutsche Bahn recibió solo el año pasado unas 400.000 aplicaciones para puestos de trabajo. Es decir, como empresa sigue siendo muy atractiva y generalmente su puede cubrir la demanda de mano de obra del momento.

¿Cómo llegó el consorcio a la idea de reclutar conductores en España?

La primera aproximación fue tras hablar con Transfesa, empresa de nuestro grupo en España. En una conversación se habló de la necesidad de maquinistas en Alemania y posteriormente se pensó en la posibilidad de emprender un Ausbildung o formación dual en común. Así surgió la cooperación.

Barbara Grimm, directora de Desarrollo Profesional de Deutsche Bahn.

¿Cómo fueron las primeras experiencias y dónde surgieron los primeros problemas?

Al principio, los compañeros de la empresa española estaban preocupados porque no sabían dónde iban a encontrar a tanta gente interesada en trabajar en Alemania. Sin embargo, cuando empezamos a publicar la oferta, en tres semanas recibimos 11.000 candidaturas. Tuvimos que parar de publicarlas porque al final solo se iban a seleccionar a treinta.  Aun así, la experiencia fue muy positiva. N nosotros ni nuestros colegas españoles esperaban semejante eco ante esta oferta.

También hay que mencionar el detalle de que la formación profesional en España la pagan los propios estudiantes, mientras en Alemania corre a cargo de la empresa. Además, nunca fuimos conscientes que había tantos posibles candidatos en España que ya tenían contacto con Alemania. Muchos de ellos  habían estado aquí y estaban interesado en volver siempre y cuando tuviesen una buena oportunidad laboral a largo plazo.

¿Quizás nos pueda contar alguna curiosidad o experiencia vivida con nuestros conciudadanos?

Sinceramente, la comunicación con todos los candidatos fue muy cercana. En cuanto a curiosidades, sobre todo destacar que nos dimos cuenta de que el curriculum era muy distinto a lo que estamos acostumbrados. Entre otras cosas, había muchos con diplomas universitarios. Por ejemplo, tuvimos una candidata que era doctora en biología y nosotros nos preguntamos por qué una bióloga busca trabajo de maquinista en Deutsche Bahn. Cuando nos contó que estaba trabajando en el servicio de averías similar al ADAC entendimos que podría ser una candidata adecuada también para conducir trenes.

Otra de las cosas que nos sorprendió es que siempre se habla tuteando y se trata a la gente por el nombre de pila. Un detalle curioso que hizo que la comunicación fuese mucho más fácil. Por último, también nos encantó recibir algunas candidatas para ejercer una profesión que, clásicamente, se considera cosa de hombres.

¿Existe dentro del consorcio Deutsche Bahn lo que se conoce como “Willkommens Kultur” (cultura de bienvenida)?

Para nosotros sin duda era terreno desconocido. Sin embargo, todos los candidatos estaban muy abiertos a emprender la nueva experiencia y traían mucha motivación. Esto generó también mucha ilusión por parte de todos los colegas de Deutsche Bahn y sus futuros superiores. En general, funcionó muy bien por ambas partes.

Cuando llegó el primer grupo de treinta candidatos a Alemania, se les ofreció toda una semana de bienvenida para que pudiesen aclimatarse y conocer la empresa, se les ofreció ayuda en temas administrativos, se les enseño el entorno… antes de entrar a la formación en sí.  Por ejemplo, se les ayudó a los candidatos a encontrar casa, a abrir cuenta de banco… en general todo estuvo bien preparado y funcionó muy bien incluso en lo que se refiere a relaciones interpersonales. Muchas veces, hablamos de Deutsche Bahn como la “familia de los trenes” y los colegas españoles también fueron acogidos en esa familia.

Como se suele decir en alemán, la experiencia hace al maestro… ¿Qué ha aprendido Deutsche Bahn en todo este proceso?

Hemos aprendido que muchas cosas, que para nosotros son lo más natural del mundo en Alemania, no son tan normales para otros. Por ejemplo, cuando hablamos del contrato indefinido o de que la empresa pague la formación. También nos hemos dado cuenta de que el idioma es un gran problema. El grupo cuenta con una motivación excelente, pero dominar el idioma y, sobre todo, conceptos técnicos requiere mucho trabajo. Aún hoy seguimos ofreciendo cursos de apoyo para superar estos problemas.

¿Cuáles son las perspectivas profesionales de los que acaben la formación dentro del consorcio Deutsche Bahn?

Dentro de la empresa hay muchas posibilidades de desarrollo y todo el mundo puede escalar posiciones dentro de los distintos departamentos. En este caso, la primera meta es superar la formación, que entren a trabajar y logren la formación como maquinista y esto tendrán que hacerlo durante un tiempo. Por otra parte, a la larga hay muchas posibilidades abiertas en los distintos departamentos de Deutsche Bahn, dentro de un sistema de promoción profesional interno que abarca todo el consorcio. Hay que tener en cuenta que dentro del grupo hay unos 500 perfiles de trabajadores diferentes. Es algo así como un microcosmos de la sociedad o, como suelo decir: “No hay nada que no exista dentro de Deutsche Bahn”.

¿Hay planes de futuro para seleccionar más personal en Deutsche Bahn?

Sí. Estamos en ello y nos gustaría ampliar la cooperación con Transfesa. El segundo grupo está de camino y también tenemos otro grupo que llegará en 2021.

Nuestra página está dirigida a los hispanohablantes residentes en Alemania. ¿Qué les podríamos recomendar por parte de Deutsche Bahn?

Realmente nos sorprendimos de que muchos de los candidatos ya vivían en Alemania. Hay una gran red española aquí en Alemania y todos aquellos que hablan alemana y viven aquí pueden echar su solicitud a través de la plataforma de empleo de Deutsche Bahn . Para nosotros, este proyecto es una primera piedra sobre la que queremos ampliar nuestra red europea. Como decía al principio, 24.000 nuevos trabajadores comenzaron n 2019 en Deutsche Bahn y continuaremos contratando en esta escala también en los próximos años.