Home / Actualidad / Cosas que hay que saber sobre las descargas ilegales en Alemania

Cosas que hay que saber sobre las descargas ilegales en Alemania

computer-1591018__340

Con la llegada de internet comenzó también una nueva era para la humanidad. Aunque todavía estamos al inicio de muchos de los grandes cambios que terminarán conectando a todo el mundo, los expertosya  comparan a internet con la invención de la imprenta, con la consiguiente “democratización de los medios”.  Y la primera industria que revolucionó fue precisamente esa, la de los medios y las editoriales. Primero comercializaron libros, luego música, película y, finalmente, software. Pero de repente llegó internet y todo el mundo podía copiar y distribuir contenido. Y, de repente, se podía publicar masivamente información alcanzando al gran público, algo que antes solo era posible con enormes recursos y estructuras industriales.

Hoy en día, para esto basta un ordenador y una conexión a internet. Por eso se está cuestionando continuamente el modelo de negocio de la industria de los medios, que se aferra a viejas estructuras y una legislación obsoleta de cara a los derechos de autor. Pero internet exige una renovación radical y  es difícil que pueda convivir con este espíritu de la economía y la política actual, disciplinas que siguen manteniendo el orden establecido aprobando incluso una legislación aún más dura.  Entretanto, el hombre ha entrado irremediablemente en esa nueva etapa e intenta ejercer su derecho natural a aprovechar las posibilidades que ofrece.

internet-1862314_960_720

Para muchos de los recién llegados a Alemania, estas cosas  pueden aparentar ser superfluas. Sobre todo, porque entre los países de Europa existe una legislación sobre derechos de autor bastante simila. Sin embargo, el sistema legal alemán defendido por la industria de los medios tiene recursos suficientes y eficaces para rastrear el uso ilegal de internet. En la actualidad, muchos abogados se dedican únicamente a este tema y no dudan a la hora de enviar una “Abmahnung” o Aviso Legal. Generalmente, una reclamación que contiene varias exigencias como las que enumeramos aquí:

  • Una declaración de cese de actividad
  • Pago de honorarios de los abogados
  • Pago de una indemnización por una utilización no deseada.

Este aviso es un comunicado extrajudicial para poner fin al un posible conflicto jurídico antes de entrar en vía judicial. Si la reclamación tiene fundamentos justificados, el acusado tendrá que cargar con los costes, incluidos los honorarios de los abogados. Y conscientes de la dificultad que esto puede suponer para quienes no entienden alemán, en Destino Alemania escribimos hace tiempo sobre los fundamentos de derecho para el intercambio de archivos y las descargas ilegales.

Con la intención de aclarar un poco todo este laberinto legal, ahora aprovechamos para ofrecer algunas nociones  básicas en base a la jurisprudencia de los últimos años del Tribunal Superior de Justicia alemán (Bundesgerichtshof) sobre este tema. Estos serían los principios jurídicos aplicables cuando al propietario de una conexión a internet recibe un aviso legal  por  difusión de contenidos protegidos a través del intercambio de archivos.

Presunción de culpabilidad

DSC_1385

Ringo Krause, abogado especializado en internet y derechos de autor.

Por regla general, se presupone que el dueño de la conexión utilizó y se aprovechó de la descargas ilegales. Dicha presunción de culpabilidad puede ser rebatida, pero para ello, el propietario tendrá que aportar argumentos de los que se deduzca una versión distinta a la que expresa la demanda. Por ejemplo, deberá demostrar si en el momento de la infracción había otra persona usando su internet, como miembros de la familia o invitados. Esta argumentación deberá ser muy detallada y basada en el momento del delito. En eso algunos tribunales son muy estrictos, y una afirmación genérica de que otras personas usaban a conexión no tiene perspectivas de éxito a la hora de impugnar la demanda. ( Link BGH).

Soporte de terminales está obligado a investigar

El Tribunal Supremo también decidió que el propietario está obligado a investigar cómo se produjo el delito y comunicar el resultado (Link BGH). Si el propietario se niega a realizar esta investigación, no tendría perspectivas para hacer valer su presunción inocencia. El propietario de la conexión no tiene que identificar a los autores, pero se espera de él que investigue entre todos aquellos que usaron su conexión. Si el hecho solo se refiere al ordenador del propietario de la conexión, tendrá que analizar los programas que se han utilizado para compartir archivos.

Vigilancia de menores

Cuando hay menores de edad que tienen acceso a la conexión de internet, se espera que exista una supervisión de uso por parte de adultos. El BGH tiene la jurisprudencia del Código Morpheus sobre el contenido y alcance de este deber de supervisión. También es importante el grado de desarrollo del menor en cuestión y si este respeta las prohibiciones impuestas por los adultos. Por otra parte, en la valoración influye si el menor ya tiene precedentes compartiendo archivos  de forma ilegal . Si ese es el caso, será necesario vigilar su acceso a internet, medida que también se aplicaría si el autor fuese demasiado joven y si todavía no posee los conocimientos necesarios para moverse por internet de acuerdo a la ley. Si no existen precedentes y el menor es lo suficientemente maduro, se aplica lo siguiente: el propietario de la conexión debe ejercer una labor de supervisión instruyendo al menor sobre las posibles practicas ilegales de compartir archivos y su prohibición: Código Morpheus.

Vigilancia de adultos

Durante mucho tiempo, los abogados no se ponían de acuerdo sobre si el titular de la conexión también debería supervisar a usuarios adultos o, por lo menos, darles instrucciones de uso. El BGH trata esta cuestión en la sentenciaSilver Linings Playbook, que determina que no existe obligación de control para con los usuarios adultos. El permiso de acceso a internet a familiares, amigos e invitados es una costumbre habitual y cada uno es responsable de sus propios actos. Sin embargo, esto no aplicaría si el propietario de la conexión sabe que el usuario tuvo problemas anteriormente por descargas ilegales. En este caso, el dueño de la conexión se hace responsable de las acciones del usuario si no ha cumplido con su labor de vigilancia. Sobre las obligaciones que tiene el propietario de la conexión en este caso todavía no existe una decisión clara.

¿ Qué pasa con el WiFi?

Muchos propietarios de conexiones tratan de esquivar este problema afirmando que terceras personas desconocidas han abusado de su red inalámbrica. Sin embargo, por regla general, esto no ayuda. Los tribunales esperan de la conexión privada esté cifrada como “Wlan”. Si la conexión Wlan es lo suficientemente segura, se supone que no deberían tener acceso otras personas. Si no es lo suficientemente segura, el titular de la conexión se hará  responsable de las infracciones cometidas por terceros y para impugnar la presunción de culpabilidad habrá que aportar pruebas concretas.

Uso  de contenido online streaming

Una de las preguntas más frecuentes es cómo se clasifica legalmente el uso de los servicios de streaming, una práctica muy común en internet, sobre todo para ver series y películas. Las ofertas son diversas y van desde plataformas conocidas hasta sitios que podrían ser considerados ilegales. Sobre estas ofertas ilegales, los juristas discuten todavía si su uso privado es ilegal. En contra, se argumenta que, desde el punto de vista de los derechos de autor, dichas prácticas se limitan solamente al consumo de contenido. El simple hecho de ver una foto o escuchar una canción no puede estar prohibido. Sin embargo, la controversia aun no está cerrada. Según el Tribunal Europeo, la reproducción que se almacena en la memoria provisional o caché del navegador durante su uso no supone una infracción de copyright. Por lo tanto, el mero uso se considera legítimo y los contenidos de plataformas en streaming se pueden consumir de forma “legal”. Todavía está por ver cómo continuará esta controversia en un futuro, pero, hasta ahora, el uso del streaming no se persigue de forma significativa a diferencia del intercambio de archivos. Por lo tanto, es poco probable recibir un “Aviso Legal” por este tipo de prácticas.

Conclusiones

Como podemos ver, hay muchos factores a considerar. La cuestión de cómo reaccionar ante un aviso legal siempre depende de cada caso. Contratar a un abogado familiarizado con el tema facilita las cosas. Normalmente, los avisos que mandan los abogados tienen plazos de respuesta cortos y no dejan tiempo suficiente para consultar a un abogado. En ese caso, lo más adecuado es solicitar una ampliación del periodo de respuesta, algo que se puede hacer por correo electrónico o por fax. También se puede hacer por teléfono, pero si el usuario en cuestión tiene conocimientos suficientes de alemán, tendrá que tener cuidado de no decir nada que pueda bloquear esa ampliación de plazo. Los abogados suelen llevar un protocolo de llamadas y declaraciones y, a posteriori, una afirmación o malentendido equivocado podría dificultar la defensa.

En caso de que la persona no tenga ingresos suficientes, aquí podrá encontrar más información sobre cómo solicitar la asistencia o  “asesoramiento legal gratuito”, o, en su caso, las “ayudas para costes judiciales  como ya les indicamos en este artículo hace tiempo.

También puede consultar otros artículos relacionados sobre este tema  en: Demandas por descargas ilegales en Alemania. Cómo funcionan y cómo defenderse.

Este artículo ha sido redactado gracias a la colaboración de Ringo Krause  , abogado de Berlín especializado en internet y derechos de autor.

 

 

Un comentario

  1. Se te olvida comentar dos cosas desde mi punto de vista:

    1. El 90% de las cartas que se reciben en casas particulares por aviso de descargas caen dentro del fraude ya que, la mayoría de las veces quien se comunica con el afectado ni siquiera es el representante legal de esos derechos de autor.

    2. La descarga de contenidos en Alemania (y en toda Europa) ES LEGAL. Su distribución es lo ilegal. Por ejemplo: Usando un cliente p2p puedes descargar sin problemas siempre y cuando capes tu subida.

    3. En caso de que recibáis una de dichas cartas. Una pequeña búsqueda en google y el consecuente pago de aprox 500€ a un abogado especializado os eliminara el problema (Pero recordad que la descarga sin subida es legal, ni siquiera tenéis que acudir a una VPN).

Responder a X-Tremo Eliminar comentario

Su dirección de correo electrónico no será publicada.