Home / Actualidad / Ministro alemán propone vacunación obligatoria contra el sarampión

Ministro alemán propone vacunación obligatoria contra el sarampión

El ministro alemán de Salud, Jens Spahn, quiere hacer cumplir la vacunación obligatoria contra el sarampión a nivel preescolar y escolar, si fuese necesario con multas y otras medidas, según publicó hoy el dominical «Bild am Sonntag».

Foto de pixabay

Spahn amenaza con multas de hasta 2.500 euros (2.800 dólares) y la exclusión de la asistencia a la guardería si no se cumpliese con la vacunación obligatoria contra el sarampión. Las medidas forman parte del proyecto de ley que presentó el político conservador, informó el periódico alemán.

«Queremos proteger a todos los niños contra una infección de sarampión», indicó Spahn al diario. «Por eso todos los niños que van a una guardería o a la escuela deben ser vacunados. Los que sean recibidos por primera vez en alguna de estas instituciones educativas tendrán que presentar el certificado de vacunación», señaló.

Quienes ya asisten a los centros educativos deberán presentar el certificado hasta el 31 de julio de 2020, indicó. «Todos los padres tienen que poder contar con la seguridad de que sus hijos no se contagiarán de otros ni correrán peligro de contagiarse», aseguró.

El ministro alemán anunció que presentaría propuestas sobre una vacunación obligatoria en mayo. El partido socialdemócrata alemán, socio de Gobierno de la canciller Angela Merkel, apoya esta medida. El sarampión es una enfermedad altamente contagiosa y puede ser mortal en casos raros.

La vacunación deberá constar en el correspondiente certificado o en otro certificado oficial, informó el ministro. «Aquellos que no puedan ser vacunados por razones médicas deberán constatarlo por medio de un certificado médico», dijo Spahn.

En el futuro, los niños que no hayan sido vacunados no deberían poder asistir a jardines de infantes, agregó el ministro. «Después de todo, también hay niños menores de diez meses en guarderías que todavía no pueden ser vacunados y que, por lo tanto, corren un riesgo especial», señaló.

Esta medida de exclusión no será posible en las escuelas, ya que allí rige la educación obligatoria, comentó el ministro.

«Sin embargo, los padres que no vacunen a sus hijos deberán pagar multas de hasta 2.500 euros». Estas multas serían cobradas por medio de las oficinas de salud.

Berlín, 5 may (dpa)

Comentar

Su dirección de correo electrónico no será publicada.