Home / Actualidad / ¡Alaaaff! ¡Empezamos el Carnaval de Colonia!

¡Alaaaff! ¡Empezamos el Carnaval de Colonia!

8894140274_7d47d84faa_z
Como aquí somos muy carnavaleros, os dejamos una miniguía para todos aquellos que quieran venir a Colonia estos días a disfrutar del Carnaval.  En esta edición, el hashtag para redes sociales es #Socialjeck – Kunterbunt vernetzt.


Foto CC por Harold R Cologne

 

 

¿Qué es necesario para el Carnaval de Colonia?

Como mínimo, una peluca. O por lo menos, cualquier otro tipo de pintura, máscara o atuendo que pueda ser interpretado como disfraz. Reglas no existen. Aunque los puristas sí son estrictos en cuanto a sus cofradías de Carnaval y sus disfraces, los visitantes pueden hacer lo que quieran. El que vaya sin disfraz dará la nota. También imprescindible es una Kölsch (cerveza colonesa) y previendo las consecuencias, también aspirinas o similares para la resaca del día siguiente.

3317176608_a4d746e50c_z

Foto Flickr CC de Felix Montino

Para los más aplicados, recomendaría aprenderse un par de canciones de Carnaval. Cantadas en idioma Kölsch (dialecto de la ciudad), muchas veces los textos son incomprensibles incluso para los propios coloneses. Pero si un turista se los aprende, siempre queda bien en la ciudad del Rin. Y sobre todo, no olvidarse del grito de guerra que escucharán repetidas veces durante todos los Carnavales. ¡Kölle Allaaaf!

 

¿Qué es el Carnaval?

Para los que no lo conozcan, es una fiesta callejera que inunda la ciudad. No importa si estas trabajando, si estas en la tienda o si vas al médico, en todas partes hay gente disfrazada y el Carnaval inunda la vida de las personas. Es similar a fiestas espanolas como San Fermín. Por las calles, comparsas y grupos tocan música de carnaval aunque de vez en cuando también se escapa alguna banda de samba. Por lo demás, es imprescindible entrar en los denominados “Bares de Carnaval” que es donde realmente se celebra.

Para que los lectores se hagan una idea, aquí va un video que hicimos el 11 del 11 (fecha de inicio del Carnaval).

 

¿Qué ver? ¿Qué hacer? ¿Dónde ir? ¿Cuál es el programa?

Weiberfastnacht

El Carnaval comienza el jueves con el día de las mujeres. Aquí es donde ellas dan las órdenes y los varones están sometidos a sus deseos. Ellas van cortando las corbatas y como recompensa, ofrecen besos.

Como zonas destacadas de Carnaval está el centro de la ciudad (Alter Markt) y todo lo que está dentro del denominado Ring. Pero también hay otras zonas como Friesenstrasse, Zülpicher Strasse (zona de los estudiantes) el Agnesviertel y sobre todo, el Südstadt. De este último barrio se dice que es donde mejor se vive el Carnaval y donde la fiesta es para los coloneses.

Fin de semana

Después del gran día de inicio llega el fin de semana. Son los días en los que la mayoría de los turistas visitan la ciudad. Además, al ser fiesta se nota mucha más gente. Por eso suele estar todo lleno. A destacar es la figura del Geisterzug, que se suele celebrar el sábado. Es una especie de desfile de Carnaval de muertos a ritmo de los tambores. El domingo vuelve un poco la tranquilidad a la ciudad y es el día para los Veedelszoch, o desfiles de los barrios. También es el día del desfile de los niños.

6925630333_697ee3963a_zLunes de Carnaval o Rosenmontag

Con toda la ciudad cortada, mejor que ese día nos olvidemos del coche. Las gradas estarán preparadas y  el desfile comienza para pasar por toda la ciudad. Desde el comienzo hasta el final son unas cuatro horas las que cada carroza desfila acompañados por su banda correspondiente. Todas ellas decoradas con escenas y sátiras politicosociales sobre lo que ha pasado en el año. Durante el trayecto, desde las carrozas se arrojan Kamelle (dulces) y Strüssje (flores) al público. En total, el desfile durará unas 6 horas.

Martes de Carnaval, Veilchendienstag  y la quema del Nubbel

Entre besos, cerveza, dulces y flores… seguro que a más de uno se le escapa algún que otro pecado carnal o venial. Al fin y al cabo, ése es el sentido de la fiesta antes de entrar a al época de ayuno de la cuaresma. Pero como buenos planificadores, para eso también hay solución. Los más observadores ya se habrán dado cuenta que encima de las puertas de los bares hay un especie de muñeco de paja. Llamado Nubbel, la función de esta figura es observar lo que pasa dentro de los bares y en las calles. Al final, a las 12 de las noche del Martes de Carnaval, al Nubbel se le echan las culpas y se le responsabiliza de todo lo que se hizo durante las fiestas. Con él, todos los pecados y faltas se queman en una hoguera y la cuenta se vuelve a poner a cero hasta el año que viene.

Para los más profesionales, aquí todavía no ha terminado todo y seguro que todavía tienen energía para continuar celebrando después de quemar el Nubbel, alargando el carnaval casi hasta el Miércoles de Ceniza. Como consejo, es uno de los mejores días ya que está todo mucho más vacio, solo quedan los de casa y los más profesionales. Así pues… Kölle Allaaaff!

6 comentarios

Comentar

Su dirección de correo electrónico no será publicada.